Subscribe:

sábado, 28 de abril de 2012

Discusión extrema


El murmullo del viento y el estruendo de los truenos se intensifican con rapidez. La fuerza del oleaje provoca que la embarcación comience a inclinarse como un barco de papel a la deriva. De repente, me invade un miedo atroz a naufragar en esta noche agitada.
    La tormenta se hace tan intensa que apenas puedo ya mantener el equilibrio. No me queda otra opción. Desesperado y derrotado, me precipito por la borda. Desde el fondo, alzo la vista y compruebo cómo mi mujer zarandea las sábanas mientras sigue gritándome enfurecida que vuelva a la cama.
No me atrevo aún.


Este microrrelato participó en el Concurso en 99 palabras organizado magistralmente por Miguel Ángel Molina.



El tema era libre y lo único a tener en cuenta era que debía constar exactamente de 99 palabras, sin contar el título, característica que Miguel lleva a la práctica en su blog. El sistema de votación de los microrrelatos (150 presentados), totalmente anónimo, se ha realizado por los propios participantes, lo que unido al saber hacer del organizador y a la altura de los participantes, hacen que dé la enhorabuena a todos, organizador, participantes, ganadores, finalistas...

jueves, 26 de abril de 2012

En dos partes

* La primera, microSeñales de Humo en Al Otro Lado del Espejo.


Valiente de plastilina fue publicado ayer día 25 en la web de AOLE y se une así a ¿Rascacielos? que lo había hecho el 12 de octubre del año pasado.

* La segunda, de mitades y sueños:

Me encanta dejar mis sueños a mitad para volver a retomarlos más adelante. Como este en el que escribo el microrrelato más redondo y trata sobre

martes, 24 de abril de 2012

Relatos cortos en Heraldo de Aragón


Participé con dos microrrelatos, sin éxito, en el concurso de relatos cortos organizado para el día del libro en Heraldo de Aragón. Máximo 1000 caracteres; tema libre, aunque con alguna vinculación a Aragón.



ULTIMÁTUM
Que nunca encuentre mi camisa en el armario ni los zapatos en su sitio del zapatero es hasta cierto punto normal. Que vaya al cajón de los cubiertos a por un tenedor o un cuchillo y me sorprendan unos alicates o un destornillador, también entra dentro de lo previsible. Incluso que salga a la calle con un calcetín de cada color sin darme cuenta hasta mucho después.
¡Soy un desastre!
La situación empieza a ser extraordinaria si al pasear por mi ciudad, compruebo que los raíles del tranvía discurren a través del cauce seco del Ebro o los leones del Puente de Piedra descansan en la entrada del Ayuntamiento o las Murallas Romanas rodean la Puerta del Carmen en plena Plaza de los Sitios o en el horizonte, donde debía estar el Moncayo lo hacen Los Pirineos.
Esto ya es grave. Y creo que ha llegado la hora de poner orden en mi vida y sentar la cabeza. Por el bien de todos he pedido cita con mi psicólogo.

Para leerlo en la web de Heraldo de Aragón, clic aquí.


RESCATE TARDÍO
A orillas del Ebro, encontré una botella con un mensaje en su interior: “¡Auxilio! Me estoy ahogando. Año 1808”.

Para leerlo en la web de Heraldo de Aragón, clic aquí.


Doy la enhorabuena al ganador, "Tatuajes" de Moncada. Además el jurado decidió conceder una mención especial a "Apoteosis tecnológica" de F. Javier Pérez Fernández. Yo apostaba por "Rastro de antigüedades" de Raúl Garcés.

viernes, 20 de abril de 2012

microSeñales de Humo en la I Antología TRIPLE C, Microrrelatos reunidos

Caro Fernández y Danik Lammá, Danik Lammá y Caro Fernández, desde hace más de tres años vienen organizando un espacio de encuentro entre escritores seducidos por el género de lo breve. En un principio lo hicieron bajo la plataforma minificciones.ning para pasar posteriormente a la actual Triple C, la Cofradía del Cuento Corto.



Siempre tuvieron la intención de traspasar la barrera de lo virtual y crear una verdadera movida cultural que circule por todo el mundo. Para conseguirlo, además de realizar un gran trabajo en la web, han puesto en escena el primer granito de arena. Reunir en una antología a 25 autores, de Argentina, España, Colombia y México: I Antología TRIPLE C Microrrelatos reunidos, editorial Macedonia.
La presentación de este libro tuvo lugar el pasado 10 de marzo en Buenos Aires. Quizá en mayo se haga otra en Asturias (Caro es argentina, de Mendoza y Danik aunque es uruguaya, vive en España, Asturias).
Para más información de la presentación, clic aquí.

Tengo el honor de participar con 4 microrrelatos:



OTRO PUNTO DE VISTA
Atónito, compruebo que del humo suspendido en el aire, nace un puro que se balancea sobre los labios de una boca cerrada que se aferra a un rostro de un hombre serio. Pero lo más sorprendente es que de la mano derecha del hombre serio se prolonga una pistola que apunta directamente sin disimulo a mi entrecejo. Y no sé si toser por el humo, gritar, rezar o temblar de miedo.
MÁXIMA EXPECTACIÓN
La multitud murmuraba, atenazada por el miedo a lo desconocido. La hora del día señalado, por fin había llegado. Cuando la puerta de entrada a la biblioteca se abrió, se inició una incontrolada cadena de reacciones. Desde las estanterías, se vieron a las novelas más antiguas y experimentadas, tapar los ojos a sus fascículos y a las más jóvenes, ponerse nerviosas ante la elegancia y belleza del ejemplar que brillaba en el hall. Los ensayos más chulitos y orgullosos tuvieron que dar un paso atrás al sentir la batalla perdida. Y los tomos de las enciclopedias, sorprendidos, nunca habían visto nada igual. La presentación del libro electrónico dejó a todos con las tapas bien abiertas.
OTRA NOCHE MÁS
Otra noche más vuelvo a subir a escondidas a la azotea. Me he terminado toda la cena, incluso, he untado con pan la salsa de las albóndigas. La de hoy, es la cuerda más larga que he visto nunca y la quiero lanzar tan lejos, tan lejos, que alcance la estrella dónde tú estás mamá.
EL SEPULTURERO
Cuando dio su última palada, descubrió cómo la mano de su hijo todavía removía la tierra.

Sirva esta entrada para felicitar tanto a Caro y Danik, a todos los integrantes de la antología y al resto de seguidores de la Cofradía del Cuento Corto.
Como colofón confeccionaron unos señaladores que repartieron en el evento, entre los que se incluyen:
* ¿Rascacielos?


* Asesino en serie

miércoles, 18 de abril de 2012

La Esfera Cultural y "Con un par de narices"

Reunido el comité literario de La Esfera Cultural integrado por: Ana Joyanes Romo, Inma Vinuesa, Dácil Martín, Marcos Alonso, Anabel Consejo, José Francisco Díaz Salado, Miguel Ángel Brito, Amando Carabias María y Francisco Concepción Álvarez y considerado el voto de los lectores como un integrante del jurado más, hoy día 18, se hace publico el fallo del concurso "Con un par de narices".


Para leer el fallo, clic aquí.

Felicito tanto al ganador como a los finalistas. También a todos los seleccionados para formar parte de un libro que se elaborara próximamente. El microrrelato con el que participé, "Aceptarse a uno mismo", está entre ellos.


Por otra parte, aprovecho la oportunidad para repasar otros micros que han tenido parabién ir añadiendo en la web de La Esfera.


lunes, 16 de abril de 2012

Infidelidad


Bajo las sábanas, un mundo nuevo. No eras tú.

miércoles, 11 de abril de 2012

Contratiempo


Con nuestro mecánico de confianza nunca habíamos tenido ningún problema. Antes de viajar, una pertinente revisión en su taller nos garantizaba la puesta a punto de la máquina.
Hoy hemos iniciado a pesar de la crisis las ansiadas vacaciones de Semana Santa; unos días nos irán bien. Llevamos doscientos kilómetros cuando escucho un traqueteo venido de mi derecha. Mi mujer libera unos vocablos ininteligibles mientras empiezo a oler a quemado. La miro de reojo y de repente, entre el humo, salen disparados varios tornillos de su cabeza. En cuestión de segundos, un amasijo de piezas ocupa su asiento. Y las instrucciones… ¡olvidadas en casa!

viernes, 6 de abril de 2012

Con un par de narices

La Esfera Cultural ha convocado un concurso de microrrelatos, Con un par de narices, en el cual nos animan a escribir con un par de narices sobre el amor de dos narigudos que no se podían besar por sus inmensas narices, sobre la mujer que con un par de narices mató a sus vecinos por meter sus napias en su adúltera vida, sobre aquel tipo valiente que tuvo la osadía de amputarse su par de testículos con un par de narices, sobre aquellas dos narices que se esnifaron toda la coca del barrio...



"Aceptarse a uno mismo" constituye mi participación en el certamen.
Para leer mi microrrelato, clic aquí.

Si os ha gustado no os olvidéis de votarlo en G +.

jueves, 5 de abril de 2012

2ª Jornada de la Primavera de Microrrelatos Indignados


Primer jueves de abril, 2ª Jornada de la Primavera de Microrrelatos Indignados. Propuesta que nació de Miguel Torija y Rosana Alonso y a la que se van sumando nuevos microrrelatistas. ¿Para qué? Para denunciar el avance de la desigualdad social, las injusticias, los abusos de poder, las humillaciones colectivas, las corrupciones impunes o la desprotección social que en los últimos tiempos estamos padeciendo.

La 1ª Jornada se llevó a cabo el 1 de marzo, entonces contribuí con tres aportaciones. Para leerlas, clic aquí.

Y ya os dejo con mi participación para esta 2ª Jornada.

Recortes
Al llegar del colegio, Mario fue corriendo a lavarse las manos, las tenía sucias de pinturas de colores. Después, acompañado de los rugidos de su estómago, preparó la mesa para comer: los platos más brillantes que nunca, la copa de vino grande para su papá, la servilleta de Spiderman para él y los cubiertos bien colocados para que su mamá no le regañara.
Cuando tuvo todo tintineó la botella de agua con una cuchara para llamar a sus padres.
– ¡Ya! ¡A comer!–
Se acercaron con desgana y el rostro desencajado: – Cariño, hoy comeremos sólo un trozo de pan.

domingo, 1 de abril de 2012

Volatilidad


Y la admiré. Y la dibujé en el cuadro más bonito jamás pintado. Y le hice ricitos en su melena azabache. Y con el corazón desbocado la acaricié. Y sumergidos en un imparable frenesí la besé en las manos, en la cara y en los labios. Y la volví a admirar. Y a acariciar. Y a besar en las manos, en la cara y en los labios. Y la deseé más. Y cuando le abrí los ojos comprobé que yo no era más que una ilusión. Y desaparecí. Como hiciera hace tanto la lluvia de estos campos marchitos.
Licencia Creative Commons
microSeñales de Humo por David Moreno se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Atribución-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.